Google

Avizora - Atajo Google

Cine / Cinema
Brevísima historia del cine español

Ir al catálogo de monografías
y textos sobre otros temas

Glosarios - Biografías
Textos históricos

ENLACES RECOMENDADOS:

- Edward Hopper en el cine
-
Postulados del documental
- El melodrama
- El suspenso narrativo
- Expresionismo Alemán

 

Google

Avizora - Atajo Google
 

La llegada del cine a España se dio gracias al deseo de los Hermanos Lumiére de ampliar su colección de escenas típicas de la cotidianidad para plasmarlas sus cortometrajes paisajísticos y populares.

Sin embargo, a diferencia de otros países europeos, España no se encontraba preparada ni moral ni socialmente para utilizar esta técnica. La población campesina en España era más del 68 por ciento y el 50 por ciento de la población era analfabeta. Por estas razones, desde 1896, cuando llegó el cinematógrafo a España, hasta 1906, se puede decir que el cine español es casi inexistente. Por esa época Fructoso Gelabert, pionero del cine español, dio inicio a la realización de películas argumentales con Riña en un café y otras cintas como Corazón de madre y Amor que mata.

Barcelona y Valencia eran las ciudades del séptimo arte en España, en 1949 existían alrededor de 140 cinematógrafos. Pero en otras ciudades como Madrid, la zarzuela y los toros acaparaban al público. Allí, asociaban al cine con la clase obrera, contrario a lo que sucedía en Barcelona.

No obstante, la producción cinematográfica comenzó a decaer en Barcelona debido a una campaña impulsada por la Iglesia en la que se referían al cine como 'Una escuela del crimen'. Pero la incursión de películas extranjeras de alta calidad, permitieron que resurgiera el interés por el cine, incluso en Madrid donde no había sido muy aceptado.

En 1928 surgió el cine experimental de la mano de Luis Buñuel, quien fundó el primer cine club del país, al que le siguieron otros. A partir de este momento, un estilo completamente diferente a lo que se había visto hasta el momento apareció en las pantallas. Cintas como Un chien andalou revolucionaron el mercado español y extranjero.

También en 1928, llegó el cine sonoro a España. Fabricante de suicidios fue la primera cinta sonora que se realizó en el país. Pero se considera que la primera película sonora íntegramente española fue El misterio de la Puerta del Sol, ya que la anterior había contado con ayuda de técnicos extranjeros.

A mediados de la década de los treinta, la llegada de la Guerra Civil se tradujo en una crisis por la destrucción de los estudios cinematográficos y porque las pocas películas que llegaban a realizarse eran confiscadas y destruidas.

Dado que durante estos años la producción española estaba condicionada a una serie de factores, tuvieron mucho auge las colaboraciones con otros países. Un ejemplo de esto es lo que se ve en la película La niña de tus ojos, en la que un grupo de españoles viaja a Alemania a rodar una película.

Al finalizar la guerra, el bando franquista, con ánimo de eliminar todos los rastros de cine republicano o comunista, incautó varias cajas con grabaciones de años anteriores y las destruyó en una quema que tuvo lugar en 1945. Además de estos daños materiales, el cine también se resintió por la falta de cineastas como Luis Buñuel y Carlos Velo que tuvieron que exiliarse.

Durante la dictadura, el cine tenía la característica fundamental de ser educativo y moralista. En 1946 se fundó la Junta Superior de Orientación Cinematográfica., un ente con el propósito de censurar y controlar los contenidos de las películas.

En vista de las escasas salidas que tenían los productores españoles para obrar a gusto, se produjo una reducción en el número de películas en los primeros años de la dictadura, que fue compensada con la entrada masiva de películas extranjeras traducidas al castellano. Lo curioso es que muchas de ellas eran modificadas antes de ser presentadas en los cines. Las retocaban para hacer parecer más largas las faldas de las actrices, cerrar los escotes e incluso acortar las escenas de los besos.

Dentro de las películas que se realizaron en los años de la posguerra, los temas referentes a la guerra fueron dejados de lado, por una clara sugerencia del gobierno. En cambio, se produjo un auge de cintas que no tenían nada qué ver con el tema y predominaron las comedias de tipo sentimental.

En 1950 surgió un cine más realista con directores como Luis García Berlanga y Juan Antonio Bardem. Junto a estas cintas, las de corte policiaco también se apropiaron de las pantallas en esta década. Fue también importante el resurgimiento del cine religioso con películas tan exitosas como Marcelino, pan y vino.

A partir de Marcelino Pan y vino, llegó el fenómeno del cine protagonizado por niños. Algunos ejemplos son pequeñas estrellas como Pablito Calvo, Miguelito Gil, Joselito y las gemelas Pili y Mili.

Con el fin de mejorar la cantidad y calidad de las películas, el gobierno crea en 1962 la Escuela Oficial de Cinematografía. De ella salieron con el tiempo directores como Vicente Aranda o Jaime Camino. Todos los nombres que surgieron en este momento formarían el movimiento 'el nuevo cine español'.

La década del setenta marcó una dura crisis para el cine español., ya que la mayoría de salas de cine eran obsoletas y la televisión comenzó a posicionarse como medio audiovisual de entretenimiento.

En los años ochenta, comenzó de nuevo el buen funcionamiento del cine español, pues en los años posteriores al franquismo se diversificaron los temas e incluso el sexo fue uno de los puntos más frecuentes en los argumentos.

En general, la década de los ochenta es apta para el florecimiento del cine español. Directores como Pedro Almodóvar, Bigas Luna, Montxo Armendáriz y Carlos Saura logran su apogeo. Incluso José Luis Garcí consiguió un Oscar con la película Volver a empezar.

La década del noventa estuvo plagada de variedad de estilos, técnicas y temas. Así como de gran prestigio internacional para el cine español. Este auge continúa en ascenso a comienzos de este siglo. Actores y directores españoles logran incursionar con fuerza en mercados tan excluyentes como Hollywood. Este es el caso de Antonio Banderas, Penélope Cruz o Jordi Mollá.

 

 

 

 

 

AVIZORA.COM
TEL: +54 (3492) 452494
Webmaster: webmaster@avizora.com
Copyright © 2001 m.
Avizora.com